FLUIR Dejar de poner resistencia

¡¡¡Hola hola!!!


¿Cómo estáis todos? Ya estoy aquí de nuevo, esta semana e andado un poco dispersa recolocando y reconectando conmigo, me gustan estos momentos conmigo misma, escuchándome y atendiéndome, pienso que todos tendríamos que hacerlo, pero a veces estamos tan educados en el servir a los demás, en que si uno se pone por delante es “egoísmo” que luego no fluimos con lo que realmente queremos, hay muchos movimientos de cambio a nuestro alrededor, lo que creíamos que iba a ser de una manera luego resulta que es de otro completamente diferente, no peor, si no la adecuada, así que dejémonos llevar por esos cambios, fluyamos. ¿A donde nos llevan?

Cuando aparecen cambios en nuestra vida suele ser porque los hemos pedido, más o menos conscientes en algún momento de nuestra vida, recordemos que en el mundo energético no existe el tiempo, el tiempo es algo que necesitamos aquí en la tierra los seres humanos, nosotros pedimos y cuando todo se dispone a ello sucede, lo hayamos pedido hoy, ayer o hace un año, algo en nuestro interior ha dicho que necesitaba renovarse, pasar a otro nivel o continuar de otra forma. Otro motivo puede ser justamente el contrario al anterior. No hubo el suficiente coraje para cambiar algo, la vida es paciente y espera pero, antes de que la energía se estanque, promueve un cambio. Es lo que conocemos como los “cambios impuestos” y por mucha resistencia que se ponga, lo que toca es cambiar algo. Al final, lo que la vida hace es “ponernos en circulación” otra vez, luego cada uno elige hacia dónde va y con quién. Y luego, existe un grupo de personas que lo “mueven todo”. Les cuesta estarse quietos, viajan, cambian de casa, de país, de trabajo, van para un lado y para otro y esto puede ser una parte de su camino, de lo que tiene que experimentar. Moverse está bien, otra cosa es no tener los pies en la tierra o moverse sin sentido ni dirección, todo tiene un término medio. Quizás estaría bien preguntarse en estos casos: ¿Por qué me muevo tanto? ¿Porque no encuentro mi sitio, porque huyo de algo o de alguien, porque no quiero compromisos?
El cambio es parte de la naturaleza y de nuestra naturaleza interior. Somos seres emocionales y si hay algo cambiante, son las emociones y lo más saludable es permitir que éstas se muevan, no bloquearlas y conseguir transmutarlas. Así como las hemos hecho nuestras, llega un día en que hay que soltarlas, liberarlas y no seguir aferrándonos a ellas. Saber que no estamos atados a ninguna idea, que nada es estático y que disponemos de flexibilidad para fluir es de lo más liberador.

Fluir con la vida y con cada ciclo igual que fluimos con las estaciones sin poner resistencia. Cada cambio es una oportunidad de evolucionar, de no estancarnos, de ejercer la flexibilidad, de poder cambiar una situación, un estado de ánimo, una creencia o una actitud. Nuestra vida es un microcosmos de lo que ocurre en la Gran Vida: Nacemos, crecemos, florecemos, igual que las mareas subimos y bajamos, nos llenamos igual que la Luna y otras veces, nos vaciamos. A veces soplan vientos a favor y no somos los mismos que ayer, siempre hay algo cambiando en nuestro interior. Lo más saludable es fluir, fluir con lo que la vida nos ofrece, sin resistencia pero siempre, con consciencia.


Gracias por Ser y Estar
Nos Amo
Pilar Ramírez
Siéntete libre de compartir poniendo un enlace a mi blog
[Total:0    Promedio:0/5]
septiembre 22, 2016

  • La vida es un cajón de experiencias y vivencias, porque muchas veces nos olvidamos de que estamos llenos de cargas, q pueden ser negativas o positivas y dependiendo, de lo que decidamos.

    Somos libres pero también estamos condenados por nuestras acciones,

  • Deja un comentario