fbpx

Acupuntura y más, sanando físico y emoción.

En este blog no hemos hablado nunca sobre la acupuntura, ahora he descubierto que la acupuntura va más allá de lo tradicional que conocemos todos y podemos emplearla para trabajar emociones y casos más concretos que quizá también fueran desconocidos para ti, como lo eran para mi hasta que conocí acupuntura madrid.

¿Qué es la acupuntura?

Según el diccionario:Práctica de la medicina tradicional china y japonesa que consiste en la introducción de agujas muy finas en determinados puntos del cuerpo humano para aliviar dolores, anestesiar determinadas zonas y curar ciertas enfermedades.

La acupuntura consiste en la inserción de agujas muy finas en la piel en puntos estratégicos del cuerpo. La acupuntura, un componente clave de la medicina china tradicional, se utiliza paratratar el dolor, rebajar ansiedad, estrés, dejar de fumar, trastornos alimentarios… trabaja en un tema concreto para ayudar en eso, pero si lo analizamos una dolencia siempre tiene múltiples factores.

Quiero decir con esto que vienen de un foco que genera y se abre y va generando otros malestares y lo importante es usar las técnicas adecuadas, para tener una terapia completa. 

¿Qué hay de diferente, como os decía, en acupuntura madrid?

A mi fusionar técnicas, para hacer algo diferente y con beneficios en diferentes áreas me parece de lo más acertado y es lo que aconsejo siempre en mi sesiones de crecimiento personal.

Pues aquí ayudan a mejorar tu salud física y emocional con diferentes técnicas:

  • Acupuntura
  • Osteopatía
  • Soporte emocional y psicoterapéutico

Una sola cosa nos ayuda pero si las fusionamos vamos a la raíz del problema a darle solución (emoción) y luego mejoramos la dolencia que genera en el plano físico, para aliviar el dolor y malestar.

¿Cómo se produce un malestar?

Contamos con que la emoción es la gran dificultad del ser humano, el no poder expresarnos, sentir, ser quien somos, creer que tenemos que seguir unos patrones, todo eso nos limita, nos encierra y no nos deja expresarnos para ser la versión de nosotros que queremos ser.

  • Querer seguir unas pautas sociales y culturales.
  • Tener que vivir el amor con un ritmo preestablecido.
  • Las relaciones con otras personas son definidas
  • Llevar un ritmo de vida que es el que se espera de nosotros según sexo y edad.

Todo eso reprime, asfixia y se transforma en malestar.

Malestar emocional:

  • Insomnio.
  • Fobias
  • Estrés
  • Ansiedad
  • No saber quienes somos
  • Autoestima baja
  • Depresión

Malestar físico:

  • Musculares
  • Estomacales
  • Espalda
  • Problemas en el sistema reproductor
  • Dolores de espalda, tobillos, rodillas, piernas….
  • Problemas respiratorios o neurológicos.

Así vemos todo lo que genera un mal enfoque de quien eres, nos deriva a muchos malestares que si vamos ignorando se irán haciendo más crónicos, persistentes y se van sumando.

¿Cómo ayudamos a nuestro cuerpo internamente y externamente?

Pedir ayuda es de valientes, ir a un profesional no te hace débil, te hace fuerte, estas tomando responsabilidad de lo que te pasa, buscas el/la especialista que más conecte contigo, con tu proceso, con lo que ves que tienes y con es estilo terapéutico que más se acomode a ti.

Cuando en una sesión podemos trabajar con diferentes terapias ampliamos las herramientas que te ofreceremos a ti que estás eligiendo ese lugar, así poder acomodar según tu necesidad, que es cambiante según el momento en el que te encuentras.

Con ello puedes hacer un recorrido en un mismo lugar, con las misma persona que te dio confianza y mejorar la parte física y emocional en cada sesión.

Hablamos en los comentarios,

  • ¿Qué opinas?
  • ¿Conoces la acupuntura?
  • ¿Haces terapia personal para evolucionar?

Pilar Ramirez

@estaryser @llamasyevolución


0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: